La industria es cuestión de prioridades

A la hora de definir la estrategia de mantenimiento de una planta industrial es muy útil determinar previamente el indicador que mide las consecuencias de las averías. Se trata de la criticidad de las máquinas que intervienen en el proceso de producción.

Es recomendable realizar esta evaluación incluso antes de emprender la inversión inicial y el propio proceso de diagnóstico. Además, este trabajo inicial proporciona una estimación aproximada de las consecuencias económicas de los fallos.

Con esta información previa ya es posible diseñar una estrategia de mantenimiento e inspecciones adecuada para cada máquina, dirigiendo los mayores esfuerzos a los sistemas que requieran mejorar su Confiabilidad Operacional. Por otra parte, es un instrumento que indica con qué frecuencia hay que realizar mediciones en puntos concretos. Ofrece información esencial para seleccionar la instrumentación y el software adecuado, y posibilita tomar decisiones en cuanto a la prioridad de las órdenes de trabajo, las acciones correctivas y los proyectos de inversión.

Asimismo, valorar la criticidad de las máquinas, antes de implementar un plan de monitorización de condiciones, favorece la creación de un sistema de administración de materiales y recambios que garantice reducir el inventario, sin afectar la disponibilidad necesaria. Incluso se puede enfocar la formación del personal a las necesidades reales de mejora del proceso de producción.

Puesta en marcha y desarrollo

La metodología más simple para evaluar la criticidad de las máquinas puede resumirse en 5 puntos principales: 

1. Definición del alcance y objetivo del estudio.

En esta fase se identifican las máquinas y sistemas que serán estudiados posteriormente.

2. Selección del equipo de trabajo.

El equipo debe estar formado por personal experimentado en todas las áreas de operaciones y mantenimiento así como por todos los niveles jerárquicos de la entidad, desde directivos a operarios pasando por supervisores. Esto permitirá conciliar los distintos puntos de vista y evitar resultados parciales.

3. Definición de los criterios.

En primer lugar se tienen en cuenta tres aspectos fundamentales: el coste de reparar componentes, el gasto generado por la pérdida de producción cuando se produce una avería y el daño potencial al resto del proceso productivo. 

Por otra parte, es necesario precisar el coste de una máquina teniendo en cuenta su precio en el mercado, su instalación y su incidencia en el proceso productivo. En el caso de las más económicas y menos esenciales, resulta más eficiente detenerlas antes de la avería que dedicarle tiempo y correr el riesgo de descuidar las que sí son críticas.

A todo este entramado hay que añadir si la máquina se encuentra aislada, lo que la hace menos crítica, o cercana al resto del proceso. Incluso es preciso evaluar si puede generar un alto riesgo en la zona de trabajo o un peligro para el medio ambiente y su entorno.

También se antoja conveniente determinar el tiempo medio que dura el fallo y su frecuencia, ya que la pérdida de vida útil conlleva un mayor número de reparaciones sucesivas. 

4. Selección del método de evaluación.

Una vez definidos los criterios hay que recopilar la información. En este punto es recomendable entregar encuestas a los integrantes del grupo de trabajo para que ponderen cada uno de los criterios a través de un estudio extenso de criticidad. Más tarde, se halla una media de todas las ponderaciones realizadas en cada máquina o sistema incluidos en ese estudio pormenorizado. 

5. Aplicación de la ecuación de criticidad.

Con los resultados y conclusiones obtenidos se puede realizar un completo análisis de criticidad. Para ello hay que tener en cuenta la siguiente ecuación: 

Cr = Ffallo x Co

Cr: Criticidad
Ffallo: Frecuencia del fallo
Co: Tiene en cuenta las consecuencias del fallo:
a: coste reparación + impacto seguridad personal + impacto ambiental + impacto satisfacción al cliente
b: impacto en la producción + tiempo promedio para reparar MTTR

 

El resultado final de criticidad definirá qué máquinas o sistemas del proceso productivo requieren mayor atención. Con estos datos ya se pueden realizar los gráficos oportunos y presentarlos al equipo de trabajo como una poderosa herramienta para tomar decisiones, basada en el criterio de todos.

Anuncios

Acerca de PRUFTECHNIK_ES

PRUFTECHNIK_ES
Esta entrada fue publicada en Criticidad y etiquetada , , , , , , , . Guarda el enlace permanente.

Una respuesta a La industria es cuestión de prioridades

  1. mºcarmen dijo:

    muy buen post, y muy cierto, aunq conozco sitios donde no se hace…

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s